Seleccionar página

Desde chica me gusta leer mucho desde libros, carteles por la calle o papelitos tirados en el piso. Te imaginarás hoy en día con las redes sociales y la facilidad para entrar en contacto con información me emociona. Desde ya te digo que no me da el tiempo para leer y ver todo lo que me gustaría.

Esto de estar afuera buscando y buscando era y suele ser apasionante. Cada vez que estoy por ver algo nuevo me lleno de entusiasmo porque creo que volveré a descubrir algo asombroso (como ya me ha pasado) o quizá vea algo que ya sé pero con una vuelta de rosca me puede hacer reflexionar.

Quiero contarte que yo, como vos, estuve en la búsqueda de sentirme bien, de estar mejor, de ser abundante, equilibrada en mi vida y en mis relaciones. En ese viaje iba descargando de mi mochila muchos pensamientos de lo que DEBE SER, eso me aliviaba mucho.

Lo que más me gustó de esta travesía de AUTODESCUBRIMIENTO es cuando en ejercicios de yoga o en técnicas de bio me invitaban a cerrar los ojos, ahí se abre un mundo de posibilidades. Nadie más que yo sabía que pasaba ahí. Podía ser pura felicidad o frustración extrema. Todo dependía de qué pensara. Era maravilloso redescubrir partes mías SÓLO mirando hacia dentro. Eso permitía sanarme y resolver muchas cuestiones internas.

Así entre pensamientos que flotan como nubes que van despejando el cielo recordé la frase de Carl Jung: “Tu visión se hará más clara solamente cuando mires dentro de tu corazón… Aquel que mira afuera, sueña. Quien mira en su interior, despierta”

 

Muchas veces en el hacer, hacer, hacer… nos olvidamos del fantástico mundo que hay dentro nuestro y decimos que no tenemos tiempo, que no tenemos plata, que no se da el momento ideal. ¿sabés qué? Esas son todas excusas, si querés hacer algo, lo hacés, con los medios que tengas, como puedas y “el momento ideal” a estas alturas ya sabemos todos que no existe.

Justamente el contexto acompaña para que sea tan NO IDEAL que te empuje a hacer las cosas distintas porque si todo fuera cómodo y rosa, no cambias. Y si llegaste hasta acá déjame decirte que: “Viniste a redescubrirte, a ser auténtico y leal a vos, no te distraigas mirando hacia afuera”

¿Hace cuánto que no miras hacia adentro?

Si te interesa participar en Acompañamientos Grupales de Bienestar OnLine estaré abriendo las inscripciones para los próximos meses. Los cupos son limitados. Si te interesa recibir información podés enviarme un mail con el asunto: Acompañamiento Grupal a: adriana@adrianamiano.com y te estaré enviando las opciones para que puedas sentirte bien.

Soy Adriana Miano

Coach y Conferencista

Te ayudo  a lograr bienestar, equilibrio y libertad financiera.